viernes, 2 de septiembre de 2011

El embrujo del baile oriental seduce a los visitantes de Plaza Imperial


El Festival seguirá en el centro comercial con otras tres actuaciones de grupos serbios, georgianos y senegaleses


Zaragoza se convierte durante estos días en la capital internacional de la danza gracias al XX Encuentro Internacional de Folklore (Eifolk) que llena de alegría y color las calles de la ciudad. Plaza Imperial se ha sumado este año a la iniciativa organizada por la Asociación cultural "Raíces de Aragón" y el Ayuntamiento de Zaragoza y se ha convertido en uno de los escenarios del certamen.

El grupo taiwanés Cho-shui River Art Dance Ensemble ha sido el encargado de debutar sobre las tablas del centro comercial, seduciendo con la sutilidad de sus movimientos a todos los visitantes de Plaza Imperial. Su espectáculo, que fusiona la base de la danza tradicional con propuestas más contemporáneas, ha sorprendido a un público que ha quedado fascinado con la gracilidad del lenguaje corporal de las bailarinas.

Éstas luego han compartido su experiencia en un taller en el que han enseñado los principales pasos de su baile a los zaragozanos, que han tenido la oportunidad de profundizar, de la mano de los mejores maestros, en las raíces culturales asiáticas conociendo y practicando una de sus más importantes disciplinas artísticas.

Eifolk no abandona Plaza Imperial donde aún se vivirán tres actuaciones más. Este viernes, a partir de las 19.00 horas, cogerán el testigo los bailarines del grupo folklórico "Djoka Pavlovic", procedente de Serbia. El sábado, a las 12.00 horas, actuará el conjunto georgiano "Universidad" y, por la tarde, a las 19.00 horas, cerrará la sesión el Ballet Folklórico Africano Jammu, llegado desde Senegal. Todos ellos ofrecerán un taller para enseñar las características de su baile a todos los que quieran conocerlo y practicarlo.

--
Aragón Liberal
Periódico digital de información y Opinión