lunes, 26 de enero de 2009

Base de la OTAN. El PP cree que Zapatero e Iglesias “han dejado escapar 3.000 puestos de trabajo para Zaragoza”

El PP cree que Zapatero e Iglesias "han dejado escapar 3.000 puestos de trabajo para Zaragoza" y pedirá explicaciones en el Congreso.

El Diputado nacional del PP por Zaragoza, Ramón Moreno, critica que "Defensa nunca ha parecido creer en las posibilidades de Zaragoza, y eso ha pasado factura a la candidatura zaragozana para albergar la base de la OTAN"

Recuerda que, en respuesta a una pregunta formulada en el Congreso, el Ejecutivo central ya invitaba hace meses a "observar con prudencia la obtención de las instalaciones"

Moreno acusa a Zapatero de "haber engañado una vez más a los zaragozanos, por los que no demuestra interés alguno y ni compromiso en los proyectos estratégicos"
 
 
    26 ene. '08.- El Partido Popular ha lamentado que el Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero haya dejado escapar una nueva oportunidad para generar más de 3.000 puestos de trabajo en Zaragoza tras la decisión de la OTAN de instalar su nueva base de vigilancia en la ciudad italiana de Sigonella, que finalmente ha vencido a la candidatura de la capital aragonesa. El Diputado Nacional del PP por Zaragoza, Ramón Moreno, ha planteado que "tenemos la sensación de que no se ha hecho todo lo posible para que la candidatura de Zaragoza se impusiese a la italiana. Todo lo contrario, ya que el Ministerio de Defensa nunca ha parecido creer en las posibilidades de la capital aragonesa y eso ha pasado factura a nuestras aspiraciones". En este sentido, los populares exigirán explicaciones en el Congreso de los Diputados y pedirán a la ministra, Carmen Chacón, que detalle todas y cada una de las gestiones políticas (especialmente las diplomáticas) que se han realizado a nivel internacional para favorecer las opciones de Zaragoza.

    Moreno ha criticado que "son más de 3.000 puestos de trabajo los que iban a generar estas instalaciones y eso, especialmente en un momento en que se están destruyendo miles de trabajos al mes en Aragón, era suficiente razón para que el Gobierno de Zapatero hubiese luchado desde todos los frentes y lograse que la base de la OTAN se instalase en territorio español. Es evidente que no lo hizo y así ha vuelto a demostrar la falta de interés que tiene por los aragoneses y el nulo compromiso por conseguir proyectos estratégicos para esta tierra". 

    El Diputado del PP ha recordado además que, en respuesta a una pregunta formulada en el Congreso de los Diputados, el Ministerio de Defensa ya invitaba hace meses a "observar con prudencia" la consecución de estas nuevas instalaciones militares, que generarían miles de puestos de trabajo y compensarían a la capital aragonesa por la pérdida de la fabricación de los helicópteros Tigre, que finalmente se fueron a Albacete. Según los populares, "esta respuesta demuestra que el ejecutivo central ha mantenido engañados a los zaragozanos durante mucho tiempo, ya que habían bajado los brazos hace meses y no tenían ningún interés en pelear por Zaragoza, eliminando cualquier posibilidad de la candidatura aragonesa. Y se han cumplido nuestras peores previsiones porque Italia sí peleó por Sigonella y ahí están sus resultados. ¿Cómo íbamos a ganar si ni siquiera el Ministerio de Defensa creía en la candidatura zaragozana?". En este sentido, ha acusado al ejecutivo central de "haber dejado pasar una gran oportunidad que contaba con el consenso de los grandes partidos políticos aragoneses y que hubiese compensado la deuda histórica que tiene Defensa con esta ciudad".

    Ramón Moreno ha lamentado que "las escasas y nefastas gestiones de de Zapatero y Chacón a nivel internacional nos están pasando factura. Sun conformismo en momentos tan delicados como estos contrasta con la ambición que muestran otros países por sacar adelante proyectos estratégicos internacionales". Por último, el Diputado popular ha criticado el "desinterés" mostrado durante todo este tiempo por el Gobierno de Aragón y, especialmente, por el Presidente aragonés, al que "desde que anunció su retirada, han dejado de preocuparle los asuntos importantes de esta comunidad. ¿Qué gestiones ha hecho el señor Iglesias para presionar al gobierno de Zapatero y lograr que hicesen los necesarios movimientos dimploáticos a nivel internacional? ¿Cuántas veces le hemos oído reclamar estas instalaciones públicamente? Ninguna. Y con gobiernos que no hacen nada, no se consigue nada. Ése es el gran problema que tienen Aragón y Zaragoza".